Gaitán: correr, correr y correr. [Quique J. Silva]

Sucedió en Toledo. 10 D17 Archivo VASIL


Decir “correr” en Toledo es sinónimo de “Gaitán”. Es mas fácil imaginarnos a Fernando corriendo que andando. Si hacemos memoria, son contadas las ocasiones en las que recordamos a Fernando Fernández Gaitán parado o andando. Lo normal en su vida ha sido correr. Por afición, por deporte, por vocación, por convicción…… toda la vida corriendo.

Ya de niño -cuentan- cuando aun no había transporte escolar, el joven Fernando se desplazaba al colegio en Toledo desde una finca próxima al Polígono, donde vivía su familia, y nuestro atleta internacional pronto hizo de la adversidad una virtud. Correr sería uno de los grandes objetivos en la vida.

Tras sus primeros triunfos en las pruebas locales y provinciales, y ante la destacadas actitudes naturales para el deporte, Gaitán, fue uno de los primeros toledanos (tal vez el primero) en fichar por el equipo de atletismo del Real Madrid. Era una imagen cotidiana verle entrenar por la ciudad o por la Escuela de Gimnasia luciendo el chándal -curiosamente negro- con el escudo del “equipo blanco”. Una vocación temprana y una preparación técnica adecuada le convirtieron en uno de nuestros corredores internacionales más brillantes.

En 1969 (foto superior) Gaitán recoge el premio como vencedor en el Torneo San Fernando de Campo a Través organizado por la Delegación de Juventudes. En la tribuna entregan los trofeos el Concejal de Deportes, Eliseo Laguna, y el Delegado de Juventudes, Fernando Alcaráz. Al fondo, a la derecha, el speaker de la época, Pedro Toledo.

Sus triunfos fueron tantos y tan frecuentes que le gustaba contar “prefiero jamones a copas; en casa ya no me caben más” (copas).

Una de las facetas menos conocidas de Gaitán fue su paso por el banquillo del C.D. Toledo. En la foto de Maite Vasil le vemos junto al equipo juvenil antes del inicio de un partido en el desaparecido campo de fútbol de Palomarejos. Un equipo de lujo de aquella época entre los que figura Miguel Ángel Ruiz “Quelo” (cuarto por la izquierda) que como profesional alcanzó sus grandes triunfos en el Atlético de Madrid: primero como jugador y luego como Secretario Técnico del club.

Tan rápido como sus carreras, fue su paso por la política. Desde el Ayuntamiento de Toledo -lógicamente como Concejal de Deportes- compaginó la política y la practica deportiva; buscando, con mayor o mejor fortuna según los presupuestos y la época, la mejora del deporte en general y del atletismo en particular.

Pero, con todo eso, la carrera más importante de Fernando Fernández Gaitán es su ejemplo. Como persona y como deportista.

Hemos querido traer aquí a la persona -por encima del personaje- como modelo de vida familiar, profesional y deportiva.

Para varias generaciones de toledanos ha sido un referente ver deambular ese cuerpo delgado, braceando con su figura característica. Era como tener una “pantalla digital” por toda la ciudad diciéndonos “haz deporte”, “lleva una vida sana”, o como se decía en aquella época: “Contamos contigo”.

(Archivo VASIL: ver más entradas)

Quique J. Silva

(Visited 1.328 times, 1 visits today)

Deja un comentario