Agua pasada no mueve molinos…. ni conciencias [Quique J. Silva]

Sucedió en Toledo. 6 D20 Archivo VASIL


La gran manifestación institucional en defensa del Tajo. Resultado: mucho ruido y pocas nueces.

Lamentablemente, el río Tajo sigue estando permanentemente de actualidad desde que las mentes privilegiadas de la política hidrológica nacional decidieron, hace ya cincuenta años, que el caudal del Tajo podía alimentar otras tierras menos afortunadas en lo que a riqueza acuífera se refiere. Vamos, lo que en cristiano es “vestir un santo para desvestir otro”.

De todas aquellas agrupaciones, plataformas, asociaciones, grupúsculos y amiguetes revolucionarios dispuestos a luchar por lo que fuera, después de 50 años solo queda una Plataforma en Defensa del Tajo que  trata de seguir haciendo visible el problema; desgraciadamente sin mucho éxito y con poca repercusión.

De vez en cuando salta una nueva acción, un reverdecer de conciencias en forma de conferencia, libro, fotografía o, como en este último caso, corto-documental.  Este nuevo documento audiovisual dirigido por Luis Centurión, se nutre de imágenes actuales, fotografías de Toledo Olvidado, Archivo Pedro Román y Archivo Vasil; pero, sobre todo, aporta los testimonios en primera persona de vecinos que se criaron en el río nadando, pescando o, sencillamente tomando el sol.

Ver documental: UN TAJO PROFUNDO

De este nuevo “imput” de concienciación se me quedaron grabados dos hechos que Centurión pone de relieve. Uno de ellos es la atracción que para un onubense representó el Tajo cuando llegó a estudiar a Aranjuez, y el otro es la frontera generacional entre los que “se criaron en torno al río” y los jóvenes que ya nacieron y viven de espaldas a él.

Baño en el entorno de Safont; una de las playas de Toledo.

En este blog, cada vez que podemos, volvemos a poner en primera página esa enfermedad crónica que padece la ciudad.

No estamos hablando de solidaridad, estamos hablando de salubridad.

Han pasado varios jefes de estado, ministros, algunos presidentes de comunidad, varios alcaldes…… y nada. Colectivos sociales, económicos, vecinales, sindicales……. y nada.

¿Cual es el problema?

¿Qué intereses existen para que el agua siga fluyendo por el canal artificial del trasvase a costa de lo que sea?

¿Sigue siendo más barato contaminar que depurar?

Según los expertos, que los hay, llegará el día en que ni para unos ni para otros. Pasaremos de “agua pa todos” a “agua pa nadie”. 

Las generaciones futuras tal vez conozcan un maravilloso bulevar, entre rocas, abrazando la ciudad. Con un museo etnográfico lleno de fotografías de pescadores, de barbos, de carpas y de anguilas. Un adoquinado toledano recorrerá el cauce por donde caminar,  de puente a puente….. porque no me lleva la corriente.

¡Vivir para ver!

(Archivo VASIL: ver más entradas)

Quique J. Silva

(Visited 402 times, 1 visits today)

Deja un comentario